La rehabilitación, uno de los sectores que menos sufrirá la crisis según Euroconstruct

ANERR Euroconstruct

Francisco Diéguez, director general del ITEC, y Josep R. Fontana, jefe del Departamento de Mercados del ITEC y autor del informe de España para el grupo Euroconstruct presentaron en un webinar el pasado 16 de diciembre el estudio de invierno 2020, con las previsiones de la evolución de la construcción en Europa para el periodo 2020-23.

Los resultados del informe estuvieron claramente marcados por la evolución de la pandemia provocada por el covid 19. Entre sus principales conclusiones, están: a pesar de la segunda oleada de la pandemia, el sector europeo se dirige hacia una recuperación en V; en comparación con las expectativas previas al covid, Europa perderá 300.000 millones de producción; la edificación no residencial se lleva la peor parte de la crisis; la ingeniería civil liderará el crecimiento a largo plazo; ritmo desigual por países, pero incluso los países más impactados no se descuelgan en exceso.

Respecto a las previsiones para España, serán semejantes a las de Europa, pero diferentes. En sus conclusiones, se destaca que 2023 acabará un 3% por debajo de 2019. La edificación no residencial se llevará la peor parte, la obra nueva se mantendrá más estable, la ingeniería civil apenas saldrá de su depresión, mientras que la rehabilitación progresará más por el lado de la reforma en vivienda que en grandes obras y en el sector retail y oficinas, muy afectados por la crisis.

 

Resumen de la evolución del sector de la rehabilitación

Se espera que la rehabilitación progrese a medio plazo, pero no llegará a niveles de la pre-crisis. La rehabilitación energética se verá favorecida por los fondos europeos. “Sin embargo, es contradictorio que se pida invertir cuando los ingresos caen”, aseguró Josep Fontana. “Además, los fondos europeos se destinarán especialmente a la rehabilitación energética y no a la rehabilitación integral en su conjunto”, añadió. No obstante, es un buen momento para el sector por la tendencia a ahorrar de las familias en la actual coyuntura.

En cifras, la previsión es que el sector de la rehabilitación, en el período 2020-23, tendrá unas pérdidas de 113.000 millones de euros (-37%) en el conjunto de los países europeos analizados. En el caso de España, las pérdidas del sector de la rehabilitación serán de 15.000 millones de euros en el período 2020-2023 (-30%). En este segmento, como en el resto de los analizados, se espera una recuperación en V, que llegará a su momento álgido en 2023.

Durante la presentación, se trató la posibilidad de que el fondo de reconstrucción europeo salve en parte al sector de la crisis, “pero debe existir un esfuerzo de inversión privada y de cada uno de los países”, añadió Fontana.

Una de las conclusiones del estudio es que por primera vez el sector de la construcción no es de los más afectados en esta crisis. La previsión es que la producción en 2020 caiga el 12,5%. En Europa, el sector crecerá un 2% a finales de 2023, mientras que en España la previsión es que, aunque comience a crecer a partir de 2021, seguirá un -3% por debajo de la cifra de 2019.

Las expectativas para la rehabilitación, y especialmente para la reforma, son buenas pues, tras el confinamiento, que ha obligado a los ciudadanos a permanecer en casa durante largo tiempo, han visto la necesidad de acondicionar sus viviendas, teniendo en cuenta además criterios de confort y eficiencia energética.