Instalación de ascensores en comunidades de propietarios

Más del 65% de la población de nuestro país reside en pisos ubicados en bloques de altura. De hecho, según una estadística publicada por el portal de negocios Quartz en 2014, España está a la cabeza del ranking mundial de ascensores por personas con casi 20 por cada mil habitantes. A pesar de ello, en 2007 el Ministerio de Fomento calculaba que en torno a 800.000 edificios en nuestro país carecían de ascensor.

Por ello, el Capítulo V del Decreto Legislativo 1/2013 por el que se aprueba el texto refundido de La Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad y de su Inclusión Social establece diciembre de 2017 como plazo máximo para que todos los edificios ya construidos eliminen este tipo de barreras,  siempre que se cumplan una serie de condicionantes:

 

  • Cuando lo solicita propietario en cuya vivienda vive o trabajan personas mayores de 70 años o con discapacidad

El art. 10 de la Ley de Propiedad Horizontal establece que cada miembro de la comunidad de vecinos, estará obligada a sufragar, en función de su cuota de participación, el coste de la realización de “obras y actuaciones que resulten necesarias para garantizar los ajustes razonables en materia de accesibilidad universal”, cuando lo solicite un propietario en cuya vivienda o local vivan, trabajen o presten servicios voluntarios personas con discapacidad o mayores de setenta años.

  • Cuando no hay una solicitud de persona mayor de setenta años o con discapacidad

En este caso se aplicaría lo dispuesto en el artículo 17.2 de la LHP, que establece que  la realización de obras que tengan como fin la supresión de barreras arquitectónicas, entre ellas el “establecimiento de los servicios de ascensor”, “requerirá el voto favorable de la mayoría de los propietarios que, a su vez, representen la mayoría de las cuotas de participación”.

  • Instalación del ascensor como obra de mejora

Por diversas razones, puede considerarse que la instalación es una obra de mejora no imprescindible para la adecuada conservación, habitabilidad, seguridad o accesibilidad del inmueble. En este caso, el artículo 17.4 de la LHP establece que para proceder a la instalación del ascensor, será necesario el voto favorable de las tres quintas partes de las cuotas de participación,

ANERR, con su oficina SiRE (Servicio de Información de Rehabilitación Eficiente) te asesora sin coste en la calle Zurita 25 de Madrid, acércate y plantea tu consulta.

Te invitamos a suscribirte al newsletter de la web de ANERR para estar informado de los Talleres y sesiones informativas que organizamos, también lo puedes indicar en asesoria@anerr.es

18 OCT Sesión Informativa SiRE Cómo dormir tranquilo cuando haces una reforma

El próximo 18 de octubre a las 18:30 repetiremos la charla abierta “Cómo dormir tranquilo cuando haces una reforma” que tanto éxito e interés suscitó en la pasada Feria Rehabitar Madrid organizada por el Ayuntamiento de Madrid e Ifema, en donde ANERR tuvo una gran participación.

apuntarme y seguir leyendo